Regalos tecnológicos. El reto de la modernidad

diciembre 13, 2017
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

En esta época del año es cuando más regalos tecnológicos se venden. Videoconsolas, móviles, juguetes interactivos… Soy una apasionada de todos los cachivaches, y nos guste o no, nuestros hijos vivirán (o viven ya) en una sociedad hiperconectada a través de las redes sociales e internet.

Desde que nació Eric me he propuesto educarle en el uso de responsable de las nuevas tecnologías. Para ello creo que los padres tenemos que ir un paso por delante. En la sección de Mamá 2.0 encontraréis varios post con recursos como:

  1. Seguridad en Facebook
  2. Controlar Internet
  3. Teléfono ayuda internet segura

 

Por otro lado, no son muchas pero si tenemos normas claras.

En cuanto a la regulación de su uso por ahora solo tengo una preocupación: Es enseñarle que cuando mamá y papá dicen que se apaga el ordenador, la tablet o el móvil es una orden que cumplir sin rechistar. Sino  tendrá como consecuencia que los guardaremos y no los podrá utilizar.

En cuanto a la seguridad:

  • Todas las aplicaciones que no debe abrir (gmail, contactos, las redes sociales de su mamá…) están bloqueadas. Yo utilizo Es app Locker, pero hay muchas donde elegir. Es molesto tener que estar marcando contraseñas, pero es seguro y lo recomiendo.
  • Mientras el niño está jugando con el móvil o la tablet está desconectada de internet. Así no podrá navegar por los anuncios que salen de los juegos, ni descargar virus…
  • Siempre estoy pendiente de los vídeos que ve y utilizo aplicaciones acorde a su edad. Como Youtube Kids (ya sé que hay contenidos que no son adecuados, pero es más fácil de controlarlos que en el Youtube normal).

Los niños y la tecnología es algo que siempre nos supera. Esta semana me he propuesto escribir un nuevo post sobre cáal sería  mi “contrato padres hijo” sobre el uso del móvil y de  la consola… Todavía queda mucho, o quizás no tanto y es mejor estar preparados.

 

No hay comentarios

Los comentarios están cerrados.