#STOPDeberes ¿o no?

marzo 15, 2018
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Hoy me he encontrado con esta información sobre que CEAPA denuncia que tras la implantación de la LOMCE y el cambio de currículo se ha incrementado el tiempo que los menores han de dedicar en casa a realizar las tareas escolares, lo que pone de manifiesto que la escuela no responde adecuadamente a sus necesidades educativas.

¿Vosotros que opináis? Yo parto de la idea de que mi hijo todavía no tiene deberes, pero cuando le mandan alguna actividad para casa es una tarde de fiesta: hay que preparar algo para llevarlo al cole y  enseñarlo a su profe y a sus compis. Por cierto, no le ayudo, salvo si hay que recortar algo muy complicado, lo lleva pintado por él y aunque no sea el más bonito si que es completamente suyo.

De mi recuerdo de estudiante, debo decir que los deberes no eran ningún trauma. A medida que iba creciendo los hacía yo sola, y si algo no lo sabía lo dejaba en blanco, porque había cosas que mis padres no me podían ayudar (como por ejemplo el inglés).  Yo creo que depende del centro, del profesor y del alumno. Además ¿qué entendemos por deberes? ¿Que deban leer, que tengan que hacer una redacción o un trabajo de investigación, terminar los ejercicios que no se han hecho en clase?

La Confederación Española de Asociaciones de Padres y Madres del Alumnado, CEAPA, que integra a más de 11.000 asociaciones de madres y padres del Alumnado de todo nuestro país, de nuevo en lucha por la erradicación de los deberes escolares, especialmente en las vacaciones que se avecinan de Semana, pero sin olvidar el día a día.

Son numerosas las quejas que recibe CEAPA de las familias que se ven afectadas por la sobrecarga de deberes que sus hijos e hijas llevan a casa y que a muchos les crea verdaderos problemas.

CEAPA quiere resaltar las siguientes cuestiones al respecto:

  • Los deberes no están relacionados con el éxito escolar. O sí. ¿Son actividades para reforzar y repasar? Cuando alguien está estudiando violín luego debe practicar, pues lo mismo con las sumas y las restas ¿no? Habrá quien con 10 ejercicios lo tenga claro y otro necesitará 100 para coger el truco.
  • Los deberes escolares representan, en gran medida, el fracaso del sistema educativo, que sobrecarga a niños y niñas de tareas para “afianzar” aprendizajes que no se están alcanzando debidamente en la escuela. Desde CEAPA siempre han trasladado que los niños y niñas deberían cumplir el proceso de enseñanza y aprendizaje en la escuela, dentro de su horario escolar.
  • Los deberes, lejos de fomentar el desarrollo integral de la persona, forman parte de la herencia dañina de un método pedagógico obsoleto basado en la memorización y en la repetición de contenidos.
  • Provocan desigualdades sociales: que un niño o niña los ejecute mejor o peor depende del nivel socioeconómico y cultural de su entorno. Mientras unas familias intentan ayudar a sus hijos e hijas, otros recurren a clases particulares o academias y otros muchos no tienen ni el nivel educativo ni el dinero para poder pagar esos apoyos. Además, los deberes en muchos casos cuentan en las calificaciones y el no hacerlos puede ser motivo de sanción. Es cierto que ir a clases particulares no tiene porque ser la solución,  existe la colaboración y en mis tiempos los compañeros de clase íbamos a casa de unos y otros a explicarnos y ayudarnos con las materias en las que cojeábamos. Desde dicha asociación se destaca que cuantas más familias sientan la necesidad de recurrir a las clases y profesores particulares para completar la educación de sus hijos e hijas, más estará fracasando el sistema educativo reglado en el objetivo de educar a toda la población escolar y de garantizar la igualdad de oportunidades. Aunque  reconozco que en mi último año de bachillerato si que fui a clases de apoyo en mates, pero ya era un curso preparatorio a selectividad y no lo consideraba deberes, sino que reconocía mis carencias y determiné que era la mejor manera de superar esa asignatura. Es más en mi instituto si le pedías que te resolvieran una duda  puntual a un profesor, ellos te lo explicaban en el recreo.

No menos importante es que según CEAPA los deberes crean tensiones entre padres y madres e hijos e hijas. Y yo me pregunto ¿Por qué? Dependerá del niño y de los padres. Y desde dicha asociación se afirma que , muchas veces, se quedan sin jugar y realizar otras actividades por tener que hacer los deberes, lo que genera más rechazo. Asegura que “Es cierto que los niños y niñas tienen que aprender cuáles son sus obligaciones, pero los deberes no son el vehículo para ello, ni tampoco pueden ser el motivo que les haga perder su tiempo. Y piden que los menores tengan más tiempo para realizar actividades deportivas, culturales o de esparcimiento, que también contribuyen a su desarrollo personal”.

Por último analizan que son un problema en la conciliación familiar al no disponer de tiempo para la supervisión del trabajo fuera del colegio. En eso estoy de acuerdo y en este punto me pregunto… ¿no deberían corregirlo los profesores y no los padres? Porque llevar unos deberes perfectos al cole no tiene mucho sentido. Estás cubriendo unas carencias de tu hijo que no hay porque ocultar. Es más creo que le hacemos un flaco favor. Es decir, al cole se va a aprender y no saber algo no es un delito. Si mi hijo deja un ejercicio de matemáticas en blanco o tiene problemas yo lo acompañaría de una nota:”Por favor explique de nuevo  este tema, no lo tiene claro”. ¿Qué me va a decir el profesor? Yo ya las he explicado una vez ahora ese es su problema… pues entonces ese sería otro cantar, pero tengo que reconocer que a durante mis años mozos los profes siempre me ayudaron con las dudas.

Para mí es un tema apasionante y me encantaría conocer vuestras opiniones.

Un comentario

  • Vanessa marzo 15, 2018en1:20 pm

    Para mi, una perdida total y completa de tiempo. Yo no me traigo el trabajo a casa y no quiero que mis hijos lo hagan. Está demostradisimo que no sirven para nada, que si el alumno no ha conseguido el aprendizaje en clase los deberes sólo sirven para frustrarlos más. Cada uno tiene su opinión claro, mi opinión es que los niños ya tienen demasiadas horas de colegio como para aún encima tener que seguir estudiando en casa.